Termómetros infrarrojos

Los termómetros infrarrojos, miden la temperatura corporal de forma fácil, rápida y sencilla.

Los termómetros sin contacto son muy prácticos para medir la temperatura corporal en la frente, sobre todo en bebés y niños pequeños. No suponen ningún tipo de molestia e incluso cuando duermen no es necesario despertarlos.