PROPIEDADES Y BENEFICIOS DE LOS ACEITES ESENCIALES Y COMO APROVECHARLOS

Una forma de aprovechar los beneficios de los aceites esenciales es con el uso de un difusor de aromas


Los difusores de aroma  son dispositivos que generan, a través de pequeñas  vibraciones, una nebulización en frío, dispersando en el ambiente una mezcla de micro partículas de agua y aceites esenciales.

Su función principal es poder beneficiarnos y aprovechar las propiedades de los aceites esenciales a través de las vías respiratorias, así como para  personalizar el aroma de nuestro hogar.

Los difusores de aroma eléctricos son más seguros y fiables, dado que no necesitan ni calentar los aceites esenciales ni quemarlos como en el caso del incienso. Con el sistema de nebulización en frío evitamos el riesgo de incendios.

Difusores de aromas Vitroteclabs

Como funcionan

El funcionamiento por ultrasonidos consiste en la producción de vibraciones sobre una solución de agua fría y aceites esenciales contenida en el depósito, generando una nebulización de vapor en frío de micro partículas. De este modo podemos inhalar las propiedades de los aceites esenciales de forma natural. Purificando el aire, aportan bienestar, mejoran la relajación y crean un ambiente agradable. 

El depósito debe llenarse de agua y solo se precisan unas pocas gotas de aceites esenciales. Cuanta mayor cantidad se utilice, mayor será la intensidad del aroma.

El uso de aceites esenciales muy concentrados directamente sobre la piel, puede ser causa de quemaduras u otros daños. En personas con problemas respiratorios, resfriados, gripe, tos, etc. el uso de estos dispositivos junto con  los aceites esenciales  indicados,  son totalmente recomendables y les permite respirar mejor y mejorar su estado de salud.


Características y funciones

Por un lado cuanto mayor sea el depósito,  más tiempo estará en funcionamiento antes de volver a llenar de nuevo el depósito con agua. Aunque su tamaño será mayor y quizás será más difícil integrarlo en la habitación.

Diseño del depósito para el llenado de agua y aceites esenciales

Es importante que el acceso del depósito para  el llenado de agua y aceites esenciales sea funcional y práctico. Además debe facilitar el mantenimiento y la limpieza del aparato.

Controles del difusor de aromas:

Regulador de la nebulización: algunos difusores de aroma disponen de un regulador para la nebulización, para graduar la humedad y la intensidad de salida de los aceites esenciales. Cuanto mayor sea la nebulización, más intenso será el aroma.

Control auto desconexión: no menos importante es que disponga de un control de auto desconexión. Cuando el depósito ya no contenga agua, el aparato debe desconectarse de forma automática. De esta forma no tendremos que estar pendiente de ello.

Iluminación: algunos difusores de aroma ofrecen además la opción de Cromoterapia. Terapia alternativa pseudocientífica  que sostiene que la luz de color interviene en el tratamiento de enfermedades e influyen en nuestras emociones.

Algunos difusores de aroma contienen luces led de colores suaves. Existe la posibilidad de fijar un color o dejar que las luces de diferentes colores aparezcan de forma cíclica. La iluminación aporta además relajación y bienestar para nuestro cuerpo. Normalmente es una función que puede utilizarse o desconectarse, dependiendo de nuestros gustos.


Beneficios para la salud de los aceites esenciales

Existen en el mercado diferentes aceites esenciales indicados para cada  tipo de dolencia.

Para dormir mejor, para mejorar nuestro estado de ánimo, para fortalecer nuestro organismo y prevenir infecciones, para ahuyentar a los mosquitos, entre otros.

En los cambios estacionales, es inevitable que aparezcan los primeros resfriados y las temidas gripes.

El eucalipto tiene propiedades antibacterianas, antivirales y es muy beneficioso como tratamiento en las enfermedades de las vías respiratorias.

Estos son algunos ejemplos de los aceites esenciales más utilizados:

Aceite de albahaca: para los dolores de cabeza y problemas respiratorios.

Aceite de jazmín tiene un aroma dulce agradable y es usado como relajante como tonificante y para las torceduras.

Aceite delavanda: es el más usado, se le atribuyen propiedades antisépticas, afrodisíacas, relajantes, cicatrizante y antipirético.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *